viernes, 1 de agosto de 2014

Al Garbí por la "canal"

Esta es una ruta "ESPECIAL", tanto por lo espectacular de la misma (vamos a subir por una "canal" en algunos tramos bastante vertical en los que tendremos que trepar), como por tratarse de una ruta en la que vamos a depender de un vehículo para regresar (podemos optar por combinar dos vehículos, dejando uno al principio y otro al final de la ruta).

Datos generales:

La ruta comienza unos metros antes del kilómetro 3 de la CV-329 (saliendo de la Autovía A-23, por la salida 7 (Albalat dels Tarongers, Segart, Estivella), siempre en dirección Segart.), justo en una curva (a izquierda), veremos a nuestra derecha (camino asfaltado paralelo al quitamiedos)  poste señalizador del GR (marcas blancas y rojas), que indican el inicio de la ruta.

39º41´17.30" N - 0º22´6.70" W
Coordenada X: 725.655.04 m.
Coordenada Y: 4.396.455.02 m.

Recorrido vehículo:
Desde el inicio de la ruta (donde dejaremos al grupo), continuaremos por la carretera dirección Segart.
Una vez atravesada la población, la carretera hace una Y. Tomaremos la carretera de la derecha en ascenso. Sin dejar esta sinuosa y empinada carretera, en unos kilómetros llegaremos al cruce con la CV-3360 (Carretera al Garbí). Una vez en el cruce, continuaremos por la derecha, hasta llegar a una plaza (asfaltada), donde aparcaremos (la "canal" termina en ese punto).
En en caso de optar por combinar dos vehículos, dejaremos uno arriba y regresaremos con el otro y los conductores al inicio de la ruta.

Plano del itinerario del vehículo, desde el inicio de la ruta (Fuente IGN).

Tipo de ruta: Lineal.

Firme: Senda de tierra y piedras y "caos" de piedras.

Desnivel acumulado de subida: 348 metros.

Duración de la ruta: 2 horas (Los horarios son orientativos. Habrá que tener en cuenta el grupo y la edad de los participantes).

Edad recomendada: A partir de 7 años.

Recomendaciones especiales: Podéis descargar la ruta pinchando aquí.
Se trata de una ruta en la que tendremos que salvar, bloques de piedra a modo de escalón. Hay zonas equipadas con cadenas que facilitan la progresión. Evitar las horas de máxima insolación. Llevar calzado y ropa adecuadas al tipo de actividad y época del año. No hay agua en toda la ruta. La ruta se desarrolla por un barranco natural, después de llover se vuelve  peligrosa y resbaladiza. El mejor camino es el que indican las marcas blancas y rojas del GR (QUE HEMOS DE SEGUIR EN TODO MOMENTO). Aunque se puede destrepar, el grado de dificultad aumenta considerablemente, por lo que solo está aconsejado para personas con experiencia en montaña. EXTREMAREMOS LA PRECAUCIÓN CON LOS NIÑOS EN TODA LA RUTA. Hay una zona (corta) en la que se puede tener sensación de vértigo.

Descripción de la ruta:

Fuente (IGN).
Como he explicado anteriormente y dadas las características de la ruta, hemos de ceñirnos al itinerario marcado con pintura (blanca y roja - Sendero de Gran Recorrido).
Desde el inicio de la ruta tomamos el camino que sale al frente, por la derecha del barranco.
Poste indicador inicio de la ruta.

 Bordeamos este campo de olivos, buscando el barranco que atravesaremos varias veces.
Al frente "la canal" nuestro objetivo.
 Comenzamos a cruzar el barranco.

 Siempre hay que seguir las marcas del GR.
 "Caos de rocas", como se puede observar, la señalización es más que suficiente indicando incluso, los giros a derecha o izquierda (las líneas forman un ángulo. La parte superior indica la dirección a tomar).
 Una vez salvado el barranco, continuamos subiendo por la senda (algo incómoda).
 La calor y el esfuerzo se empiezan a notar (en esta ocasión subimos con un 75% de humedad).


 Cada vez más cerca nuestro objetivo.

 Otro de los puntos indicadores. Aquí debemos girar a la derecha. (las aspas X indican camino equivocado).
 Giro a la derecha.
 Los bloques, cada vez más abundantes.
 Empezamos a trepar. (siempre siguiendo las marcas rojas y blancas). A partir de aquí comienza la parte más aventurera de la ruta.
 Las manos se convierten en una ayuda indispensable.


 A nuestra espalda se muestra majestuosa, la Mola de Segart.
 Camino equivocado.
 El casco, una buena protección.

 Los adultos deben supervisar la progresión de los niños.




 Una de las trepadas más altas.
 Con un poco de ayuda, se salvan con facilidad.

 Tramo con cadenas para facilitar la ascensión (conviene revisar el estado de las cadenas, ya que permanecen instaladas todo el año).

 Detalle de trepe (con cadena) y señalización GR
Ahora pasamos por esta fisura en la pared (algo incomoda). Una vez al otro lado, trepamos a la parte superior.

 Una vez atravesada la fisura, y trepado a la parte superior, este tramo es el más expuesto de todos. Se trata de una corta travesía. Ayudándonos con la cadena, no debería presentar mayores problemas (los niños se pueden colocar delante de un adulto (entre la roca y el adulto)).
Pasada la travesía, continuamos subiendo (siempre siguiendo las marcas).

 Parece que hay cola.

 Otro tramo muy divertido.
 Y finalmente llegamos al último tramo con cadenas.

Al finalizar, un buzón (a la derecha), nos invita a firmar en su libro de ruta. Una vez cumplido el trámite, hemos de estar muy atentos al desvío del camino.
En este punto, abandonamos la seguridad de las marcas blancas y rojas (que continúan por la izquierda). Nosotros, a escasos metros del buzón hemos de tomar un camino que sale por la derecha y que en ligera subida nos llevará hasta el aparcamiento del Garbí (antes de la cadena). Ahora sólo cabe subir al Garbí tomando la ancha pista roja por nuestra derecha. Llegaremos a un muro de piedra. Siguiendo el muro por la izquierda, pasaremos una casa rural. Al finalizar del muro, giraremos a la derecha y en unos metros estaremos en la zona recreativa del garbí.

Puesto que habíamos hecho la ruta al atardecer, decidimos quedarnos a cenar en el Garbí.
La silueta de la Mola de Segart.


















































1 comentario:

  1. de maravilla,el martes que viene vamos nosotros . aunque he ido muchas veces no me canso . esta muy bien detallado gráficamente. un saludo.

    ResponderEliminar